martes, 2 de mayo de 2017

29 DE SEPTIEMBRE DE 1942
( DIARIO DE ANA FRANK )
En este capítulo se habla de como se tenían que asear.
Todos estaban repartidos por distintos lugares y habitaciones.
Unos en la cocina porque tenían una puerta, otros en un despacho...
Ana y Margot se quedaron en el despacho más grande donde se tenían que asear a oscuras vigilando por todos lados.
Este sitio a Ana no le gusta nada a sin que decidió cambiar de lugar y se fue a los lavabos de la oficina donde no tendría que vigilar, podría encender la luz...
Pero el fontanero quitó las tuberías de agua caliente para ponerlas en el pasillo porque iba a ser un invierno frío.
Pero claro como estaba el fontanero no podían hacer ruido, no podían moverse, no podían hacer sus necesidades, menos mal que se inventaron un servicio. 
No se podían mover y clara cuando ya pudieron moverse a Ana le dolía el culo y tuvo que hacer gimnasia.

No hay comentarios:

Publicar un comentario